Cargando...

Evolución de las relaciones de la República Socialista de Vietnam con América Latina y el Caribe

agosto 16, 2021   0

Introducción:

En los últimos años y mucho antes del impacto de la pandemia de la Covid-19 a nivel global, se ha estado produciendo una reconfiguración de las relaciones entre las diversas regiones del mundo. Los tres grandes centros económicos (Estados Unidos, Unión Europea y Japón) han comenzado a dejar de ser los protagonistas y es entonces que Asia Pacífico ha devenido en el área más dinámica del planeta. A ello se suma en este grupo, los miembros de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) y de manera específica ASEAN-6, o sea, Filipinas, Indonesia, Malasia, Singapur, Tailandia, y Vietnam.

Partiendo de la perspectiva internacional de la existencia de una tendencia creciente hacia lo que se ha venido llamando como desglobalización, lo cierto es que se debería hacer referencia a los reforzamientos del regionalismo, especialmente en el actual contexto de avance de la Covid-19. Aun así, persiste el interés por estrechar lazos económico-comerciales y financieros entre diversas regiones. No es casual que se haya percibido también desde el interior, los vínculos de países y mecanismos de concertación e integración.

Los lazos entre Asia Pacífico y América Latina y el Caribe se remontan a tiempos muy antiguos. Algunas naciones asiáticas han tenido históricas relaciones con el hemisferio occidental como China y Japón, aunque también otras como Filipinas en el Sudeste Asiático. Particularmente Vietnam ha tenido un acercamiento creciente con América Latina y el Caribe posterior a la segunda mitad del siglo XX. Este último ha devenido como un actor de gran dinamismo y considerado por algunos como una nación emergente en ascenso, aun cuando otras se han visto estancadas fundamentalmente en el reciente período de la pandemia de la Covid-19.

Acercamientos iniciales de Vietnam con América Latina y el Caribe.

Vietnam luego de su independencia en 1945 debió afrontar dos grandes guerras, por lo que le resultó difícil proyectarse en toda su magnitud en política exterior. En ese sentido, en el período 1945-1975 lo más importante era ganar la guerra, reunificar el país y emprender el desarrollo nacional. Por tanto, la proyección externa en función de las prioridades de política interna condicionó que los primeros vínculos con América Latina y el Caribe estuviesen vinculados con Cuba desde el año 1960, cuando se convirtió en el primer país del hemisferio occidental en establecer relaciones diplomáticas. Ya a partir de 1990, el acercamiento con la región estuvo determinado por el redireccionamiento de las relaciones tras la caída del campo socialista de la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS) y Europa del Este y en la primeras décadas de los 2000 como parte de la proyección de su diplomacia económica y el interés del reconocimiento como economía de mercado.

En los últimos años, Vietnam ha venido despegando como una nación del Sudeste Asiático con un mayor activismo no solo regional, sino también extrarregional. Su creciente liderazgo en el marco de la ASEAN, especialmente en el 2020 cuando ostentó la presidencia del bloque, unido al crecimiento económico sostenido por más de una década y su activismo internacional; han devenido en una creciente relevancia de esta nación en el contexto de las relaciones internacionales en Asia y América Latina y el Caribe. 

Relaciones político-diplomáticas

Aun cuando las relaciones de Vietnam con América Latina y el Caribe se han fortalecido en los últimos años en los marcos bilaterales y de la ASEAN, hay que destacar que llegaron un poco tarde en relación a otros países vecinos como Filipinas, Indonesia, Tailandia o Malasia. La República Socialista de Vietnam mantiene actualmente relaciones diplomáticas oficiales con 32 de 33 países de América Latina y el Caribe y trabaja por continuar incrementando sus relaciones con la región, a pesar de ser una de las áreas de menor nivel de relaciones luego de Oceanía. Las prioridades de los vínculos se centran en su entorno más inmediato (Asia), aun cuando el mayor número de relaciones diplomáticas se encuentran en África, luego en Asia y Europa (Ministry of Foreign Affairs of Vietnam, 2021).

Actualmente las relaciones a nivel de misiones permanentes en América Latina y el Caribe se concentran en seis países: Argentina, Brasil, Chile, Cuba, México, y Venezuela. Mientras en Hanoi residen misiones permanentes de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Cuba, Haití, México, Panamá, Perú, Uruguay y Venezuela (Imagen 1). Resalta de manera particular la existencia de sedes diplomáticas compartidas en Hanoi como es el caso de Colombia y Perú en el marco de la Alianza del Pacífico (AP) como parte de reducir los costos de funcionamientos de estas. Esta es una experiencia que pudiera potenciar en el futuro el propio Vietnam con otras naciones de la ASEAN en América Latina y el Caribe.

Imagen 1: Representaciones diplomáticas entre Vietnam y América Latina y el Caribe.

Fuente: Elaboración del autor con datos de Ministry of Foreign Affairs of Vietnam, 2021.

Cuando se compara con sus vecinos, Vietnam constituye el tercer Estado del Sudeste Asiático con más embajadas en América Latina y el Caribe después de Indonesia y Malasia (imagen 2). La nación asiática ha ido incrementado su presencia diplomática por encima de Tailandia y Filipinas, este último, país que ha tenido vínculos históricos con la región desde siglos anteriores y se caracterizó incluso por un proceso de cierres de embajadas en un momento determinado. Otros países del Sudeste Asiático tienen menor representación diplomática en la zona como son los casos de Laos y Timor Leste en Brasil y Cuba, Singapur en Brasil, mientras Cambodia y Myanmar solo en Cuba.

Imagen 2: Las cinco naciones del Sudeste Asiático con mayor representación diplomática en América Latina y el Caribe.

Fuente: Elaboración del autor con datos de Embassy pages, 2021.

El primer Estado del hemisferio occidental que reconoció a la República Democrática de Vietnam (hoy República Socialista) fue Cuba. Los lazos oficiales se establecieron en diciembre de 1960 y el estrecho vínculo bilateral devino en una relación de Amistad Especial y Tradicional, solamente catalogada con algunos países específicos como Laos o Cambodia. Las históricas relaciones bilaterales contribuyeron a consolidar un vínculo cercano y que pocas veces es visto en la proyección de las relaciones exteriores de estos dos países en el aspecto político-diplomático, de seguridad y el intercambio pueblo a pueblo.

La República de Chile fue la segunda nación latinoamericana y caribeña después de Cuba en establecer relaciones diplomáticas con Vietnam, casi 11 años después, el 25 de marzo de 1971. El vínculo entre los dos países partió de la visita realizada por Salvador Allende, en ese entonces presidente del Senado para entregar su apoyo solidario al pueblo vietnamita y al histórico líder Ho Chi Minh en mayo de 1969. Luego bajo la presidencia de Allende se daría un impulso importante a las relaciones el cual fue interrumpido con el golpe de Estado de 1973. Tras este suceso se produjo una ruptura de los vínculos, los que no fueron reanudados hasta 1990. En diciembre de 2003 Vietnam abrió su embajada en Santiago de Chile, mientras la nación latinoamericana en Hanoi en octubre de 2004 (Ministerio de Relaciones Exteriores de Chile, 2021).

En el 2003 se produjo la primera visita de un jefe de Estado chileno a Vietnam, la de Ricardo Lagos. De no haberse producido el golpe de 1973 hubiera sido Salvador Allende. Posteriormente en 2006 la presidenta Michelle Bachelet viajó a la nación asiática en el marco de la cumbre del Foro Económico Asia Pacífico (APEC). Con la visita se acordó iniciar un estudio de factibilidad para impulsar un Tratado de Libre Comercio (TLC). Un año después en 2007 se anunció el reconocimiento del estatus de Vietnam como economía de mercado por parte de Chile. En 2012 los dos países concluyeron las negociaciones y firmaron el TLC y en 2014 se puso en vigor.

Por la parte vietnamita, la primera gira de un alto líder fue en 2002 realizada por el primer ministro Pham Van Khai. En mayo del 2007 el entonces secretario general del Partido Comunista de Vietnam (PCV) Nong Duc Manh. En la visita efectuada por el líder vietnamita se desarrolló la firma de un Memorándum de Entendimiento (MOU) acerca de la creación de la Comisión Intergubernamental de Colaboración Vietnam-Chile y un acuerdo de intercambio científico tecnológico. Chile fue el primer país de Sudamérica que reconoció a Vietnam como país independiente y apoyó activamente su ingreso a la APEC y a la Organización Mundial de Comercio (OMC).

Chile coopera con Vietnam en la aplicación de las nuevas tecnologías de la minería, producción agrícola, de alimentos y protección ambiental. Vietnam y Chile han firmado más de 20 acuerdos cooperativos en política, diplomacia, negocios, comercio, ciencia, tecnología, cultura y turismo. En 2009 el presidente de Vietnam, Nguyen Minh Triet visitó Santiago de Chile. En 2012 Vietnam y Chile firmaron un acuerdo de cooperación parlamentaria durante la visita a Hanoi del presidente del Senado de Chile. Se trató de un importante convenio, el cual estableció un marco jurídico para el fomento de las relaciones de amistad y colaboración entre los órganos legislativos. En el propio año, el presidente de Chile, Sebastián Piñera realizó una de las giras más extensas de su mandato, la cual se desarrolló en Vietnam, Corea del Sur y Japón. Piñera se convirtió en el tercer jefe de Estado chileno en realizar una gira por Hanoi desde que establecieron relaciones diplomáticas. En 2017, la presidenta Michelle Bachelet en su segundo mandato visitó nuevamente Vietnam. Las dos naciones han avanzado hacia una relación a nivel de Asociación Integral.

Algunos de los acuerdos firmados por ambas partes han sido:

  • Acuerdo Económico Comercial 1995
  • Acuerdo relativo a Consultas de Cooperación 1999.
  • MOU de intercambio y cooperación cultural 2000
  • Acuerdo sobre Cooperación en Materia de Cuarentena y protección fitosanitaria, así como Cuarentena y Sanidad Animal, 2002
  • MOU sobre cooperación en el campo de la Educación en Diplomacia y Relaciones Internacionales, 2002.
  • Acuerdo en materia de Turismo, 2005 (Ministerio de Relaciones exteriores de Chile, 2021).

El 25 de octubre de 1973, Vietnam y Argentina establecieron relaciones diplomáticas mediante un Comunicado Conjunto. Se convirtió así en la tercera nación en establecer relaciones diplomáticas después de Cuba y Chile en toda América Latina y el Caribe. En octubre de 1992 firmaron en Hanoi, el Acuerdo de Cooperación entre la Cámara de Comercio Argentina para el Sudeste Asiático y la Cámara de Comercio e Industria de Vietnam y como resultado del incremento de los vínculos en 1993 visita a la Argentina el Vicecanciller vietnamita Le Mai, en calidad de Enviado Especial del Gobierno de Vietnam.

En junio de 1994 se firmó otro acuerdo de cooperación entre la Cámara de Comercio e Industria Argentino-Vietnamita y la Cámara de Comercio e Industria de Vietnam. Un mes después, visitó la nación sudamericana el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores de la Asamblea Nacional de Vietnam (ANV), Hoang Bich Son. En la década de los noventa del pasado siglo comenzó el interés bilateral por incrementar las relaciones económicas comerciales y justo en enero de 1995, Vietnam estableció su Embajada en Buenos Aires y un año después lo hizo la nación sudamericana en Hanoi. En los últimos años de la década de los noventa sucedieron visitas de alto nivel entre ambas partes, firmas de acuerdos y MOUs en sectores como educación, cultura, comercio, agricultura, diplomacia entre otros.

En febrero de 1999 se produjo la Primera Reunión de la Comisión Mixta Argentina-Vietnamita en Hanoi. En septiembre del propio año se firmó en Buenos Aires el Acuerdo sobre Supresión de Visas para Titulares de Pasaportes Diplomáticos y Oficiales.

El inicio del siglo XXI estuvo marcado por la firma de acuerdos e intercambios en asuntos de ciencia y tecnología sobre todo en temas de energía nuclear y defensa. A partir de la mitad de la primera década del nuevo milenio se incrementaron las relaciones comerciales en sectores como petróleo, gas, metalurgia y otras formas de energía como la eólica. En mayo de 2009 se celebró en Buenos Aires la Segunda reunión de la Comisión Intergubernamental Argentina-Vietnam. Con el acta firmada, se adoptaron medidas para fomentar la cooperación bilateral. En el propio mes se firmó el Acuerdo de cooperación en las esferas de Energía y Petróleo.

En 2009 se creó el Grupo Parlamentario de Amistad Argentina-Vietnam en la Cámara de Diputados de la Argentina. El 16 de abril de 2010 se firmó el MOU sobre Cooperación en materia de Negociaciones Económicas y Comerciales entre las dos cancillerías. El propio 16 de abril se firmó el Acuerdo de Cooperación en el Sector Energético y se firmó la Declaración Conjunta entre la entonces presidenta, Cristina Fernández y el entonces primer ministro, Nguyen Tan Dung, en la cual el Gobierno argentino reconoció a Vietnam como economía de mercado. Tal acuerdo fue en el marco de la primera visita oficial de un jefe de gobierno vietnamita a la nación latinoamericana.

En casi medio siglo (48 años) de relaciones ininterrumpidas, ambos países han firmado más de 30 acuerdos y documentos de cooperación en distintas esferas que han sido mencionados anteriormente. Existen mecanismos de consulta política y de cooperación en materia de negociaciones económicas y comerciales entre las cancillerías de ambos países. Se han desarrollado numerosos encuentros entre universidades argentinas y vietnamitas. Muestras de fotografías y pinturas de autores argentinos y seminarios en conmemoración de fechas históricas de Argentina han sido organizadas en Vietnam y viceversa. Se han nombrado Escuela Vietnam en Argentina y Escuela Argentina en Vietnam.

La última visita de alto nivel efectuada fue en 2019, cuando el entonces presidente, Mauricio Macri visitó Vietnam como parte de una invitación realizada por su homólogo y a la vez secretario general del PCV, Nguyen Phu Trong. Macri mantuvo además de un encuentro con Phu Trong; reuniones con el entonces premier Nguyen Xuan Phuc y la presidenta de la ANV, Nguyen Thi Kim Ngan. Algunas de las acciones acordadas fueron, el mantenimiento del intercambio de delegaciones de alto nivel, la promoción del papel de los mecanismos de cooperación existentes y la aceleración de las negociaciones de los tratados de asistencia mutua. Los sectores más importantes en las relaciones bilaterales son comercio y cooperación. Tras reiterar que las transacciones comerciales se duplicaron en los últimos cinco años, ambas partes formularon votos para aumentar el intercambio de los productos de mayor valor agregado, así como por incrementar la colaboración entre las autoridades de control fitosanitario y sanidad animal de ambas naciones. 

El acuerdo bilateral logrado fue para facilitar el ingreso de frutas de ambos países en sus respectivos mercados, y decidieron continuar las negociaciones acerca de las principales exportaciones de ambas partes. Las confirmaciones de productos logradas por Argentina específicamente fueron cuatro cítricos: naranjas, pomelos, mandarinas y limones. Se lograron otros acuerdos de beneficio para la parte vietnamita como el de cooperación para la identificación de los restos de mártires de guerra, el ministerio de Cultura, Deportes y Turismo del país indochino también rubricó un programa de intercambio cultural para el período 2019-2023 con el Ministerio de Educación, Cultura, Ciencia y Tecnología argentino, un MOU entre el sistema federal de medios y La Voz de Vietnam.

El presidente argentino Macri participó en un Foro Empresarial Argentina – Vietnam junto a 80 empresarios de su país, donde habló sobre las posibilidades comerciales y de inversión, así como también expresó el interés de que empresas vietnamitas de tecnología participen en la próxima licitación en materia de comunicaciones.

El 19 de abril de 1975, Vietnam estableció relaciones con la República Cooperativa de Guyana y exactamente un mes después con los Estados Unidos Mexicanos. En 1976 México abrió su Embajada en Vietnam, sin embargo, por razones de recortes presupuestales, se vio en la necesidad de cerrarla en 1980. Posteriormente, fue reabierta el 16 de octubre de 2000. En 2006, la nación latinoamericana también apoyó a Vietnam para que ingresara a la OMC (Secretaría de Relaciones Exteriores de México, 2018).

Ambas naciones tienen posturas comunes respecto de la protección a migrantes, el combate a la trata de personas, los derechos de los indígenas y el cambio climático. Además, coinciden en diversos mecanismos regionales como APEC y FOCALAE, aunque este último hoy ha pasado a ser un mecanismo disfuncional.  Han intercambiado múltiples delegaciones, aunque se destacan en mayor número las vietnamitas. Desde 1999, varios funcionarios mexicanos de alto nivel han realizado más de 10 visitas de trabajo a Vietnam; mientras la contraparte vietnamita, ha desarrollado más de 21 desde 1979. En aquel año, México recibió al primer ministro, Pham Van Dong, después de haber visitado Cuba en su segunda gira a la región y a este último país luego de la primera en 1974 (Embajada de la República Socialista de Vietnam en México, 2018). Las siguientes visitas fueron de parte del presidente de la ANV, Nguyen Huu Tho, en 1985; del primer ministro, Phan Van Khai en 2002 y Nguyen Tan Dung en 2001 como viceprimer ministro, entre otras.

El 30 de agosto de 2002, México y Vietnam establecieron un Mecanismo de Consultas Políticas. Se han celebrado varias reuniones de dicho Mecanismo, la primera se desarrolló en México (2004), la segunda en Hanói (2008), la tercera en México (2010), la cuarta en Hanói (2016) y la quinta en México (2019). En el marco de la 25ª Cumbre de Líderes de APEC en noviembre de 2017 en Vietnam el entonces presidente, Enrique Peña Nieto sostuvo un encuentro con su homólogo vietnamita, Tran Dai Quang. Ambos sostuvieron un encuentro en el que el mandatario mexicano enfatizó la determinación de su gobierno por fortalecer los lazos de amistad y enriquecer la agenda bilateral en todos sus ámbitos. Asimismo, los presidentes de ambos países reafirmaron su compromiso de impulsar el Acuerdo Progresivo e Integral de Asociación Transpacífico (CPTPP), tras la salida de los Estados Unidos de América.[1] 

En 2015, el Ministro de Cultura, Deporte y Turismo de Vietnam, Hoang Tuan Anh, realizó una visita de trabajo a México en el marco de la celebración del 40° Aniversario del establecimiento de las relaciones bilaterales, en la que se llevó a cabo la suscripción del Acta de la Primera Reunión de la Comisión Mixta de Cooperación Educativa y Cultural Bilateral cuyo objetivo ha sido promover el conocimiento mutuo y el intercambio de experiencias para fortalecer la relación (Agencia Mexicana de Cooperación Internacional para el Desarrollo, 2018). En esta, se iniciaron las negociaciones para firmar el Primer Programa de Cooperación Educativa y Cultural para el período 2015-2019, con el objetivo de impulsar la movilidad académica de estudiantes, técnicos, especialistas e investigadores mexicanos y vietnamitas para conocer de manera integral ambas culturas.

En 2016, se aperturó la Oficina Comercial de Vietnam en la Ciudad de México, como resultado de la Comisión Mixta para la Cooperación Económica, Comercial y de Inversión establecida en 2015 y el CPTPP.[2] En 2019, los dos países acordaron intensificar las relaciones de amistad y cooperación en todos los sectores, durante la V Consulta Política efectuada en Ciudad de México. Convinieron en impulsar el intercambio de delegaciones, y discutieron sobre el establecimiento de un marco jurídico apropiado para robustecer aún más las relaciones de cooperación. Acordaron también mejorar la efectividad de los mecanismos existentes, especialmente el del Comité Conjunto de economía, comercio e inversión, así como implementar positivamente el CPTPP para expandir las relaciones.

El 28 de agosto de 1975 Vietnam estableció relaciones con la República de Panamá y luego el 8 de mayo de 1989 con Brasil. En 1994 Brasil abrió embajada en Hanoi, mientras Vietnam en Brasilia en el año 2000. Algunas de las acciones para fortalecer los vínculos bilaterales estuvieron encaminadas en la promoción del intercambio de visitas. En ese sentido, la primera gira efectuada fue por la parte vietnamita del presidente Le Duc Anh en 1995, luego el presidente Tran Duc Luong en 2004, Phan Van Khai en calidad en ese momento de viceprimer ministro en 1998, el presidente de la ANV, Nguyen Van An en 2006. Las visitas brasileñas fueron más reducidas destacándose la del canciller Celso Amorín en 2008 (Embajada de Brasil en Vietnam, 2021).

El 28 de mayo de 2007 el secretario general del PCV, Nong Duc Mang visitó Brasil por invitación del entonces presidente, Luiz Inácio Lula Da Silva. Asistió además a la ceremonia de apertura de la Cámara de Comercio Brasil-Vietnam. La visita contribuyó a la firma de un Acuerdo de colaboración en la salud pública y medicina. El 10 de julio de 2008 se realizó la primera y única visita de un jefe de Estado brasileño a Vietnam, la de Lula, en la que dio un fuerte impulso a las relaciones bilaterales. Con la visita se firmaron varios acuerdos entre ellos:

  • MOU sobre el establecimiento de la Comisión Mixta Bilateral.
  • Acuerdo de Cooperación Científico-Técnica.
  • MOU sobre Lucha contra la pobreza
  • MOU sobre Cooperación Deportiva
  • MOU entre el Banco para la Agricultura y el Desarrollo Rural (Agribank) y el Banco de Brasil S.A.

Años después, se tenía previsto que el entonces presidente Michel Temer viajara a Hanoi en 2017 y 2018 pero las dos visitas fueron canceladas por diversas razones. En 2020, el presidente Jair Bolsonaro manifestó al recibir a la embajadora vietnamita en Brasilia, Pham Thi Kim Hoa que el modelo de administración de Vietnam es un ejemplo para su país.

Brasil eliminó a Vietnam de la lista anti-dumping en el sector del calzado y aprobó una lista de 74 negocios vietnamitas que son elegibles para la exportación de mariscos. Ambos países tienen creado dos mecanismos de seguimiento de sus relaciones, una comisión mixta y otra política, que cada dos años sesiona de manera alterna en Hanoi y Brasilia. Los organismos pasan revista al estado de los nexos bilaterales e identifican otros campos de cooperación. Actualmente se han identificado otras posibilidades para profundizar los vínculos aún más con acuerdos de cooperación en la industria alimenticia, ganadería, procesamiento de maderas, plantas eléctricas y tecnologías de la información. En el 2019, Brasil decidió suspender la aplicación de impuestos antidumping al acero inoxidable laminado vietnamita.

La visita más importante entre ambas partes efectuada en el tiempo más reciente fue la del viceprimer ministro Vuong Dinh Hue (hoy presidente de la AN) a Brasil en 2018. Con esta se firmaron acuerdos de cooperación bilateral en los renglones de aviación civil, comercio e inversión. Aunque desde el 2005 fue creado el grupo de amistad parlamentaria entre los dos países, se aprovechó la visita para reiterar los vínculos entre ambos grupos.

El 8 de diciembre de 1989 se establecieron las relaciones diplomáticas entre Vietnam y Venezuela. La asunción a la presidencia en 1999 de Hugo Chávez condujo a una intensificación de los vínculos, sobre todo los del sector económico comercial. En julio de 2006, el presidente Chávez se convirtió en el primer jefe de Estado venezolano en visitar la nación asiática, el cual fue recibido por su homólogo Nguyen Minh Triet. Con la gira las relaciones tuvieron un impulso con la apertura de la embajada venezolana en Hanoi.

En el 2007 el secretario general del PCV, Nong Duc Manh visitó Venezuela donde se entrevistó con la entonces presidenta del Parlamento, Cilia Flores[3] y sostuvo un intercambio de opiniones con la dirección del Partido Socialista Unido de Venezuela. En su encuentro con el presidente Hugo Chávez, pusieron énfasis en la cooperación en economía, cultura, ciencia y tecnología entre otros. A partir de la visita del líder partidista se aceleraron proyectos de colaboración en relación a la exploración y valoración de las reservas de petróleo en lotes off-shore de Venezuela, construcción de una refinería en la nación asiática, así como fabricación de barcos cargueros de petróleo y transporte del crudo, servicios entre otros. Con la visita Caracas reconoció a Vietnam como economía de mercado y se rubricaron varios acuerdos y convenios de colaboración bilateral en diversos campos tales como ciencia y tecnología, turismo y la fundación de la empresa mixta Vinamotor-Veninsa. Al finalizar, los mandatarios firmaron una Declaración Conjunta.

En noviembre de 2008 el presidente Nguyen Minh Triet se convirtió en el primer presidente vietnamita en visitar la nación latinoamericana. En 2010, la Corporación Venezolana del Petróleo (CVP), filial de Petróleos de Venezuela (PDVSA) firmó un contrato con la empresa petrolera Petrovietnam Exploration Production Corporation LTD (PVEP), para la constitución y administración de la empresa mixta Pdvsa- Petromacareo S.A. Dicha compañía se creó con el propósito de la ejecución de actividades primarias exploración, producción y mejoramiento de crudos extra pesados en el bloque Junín 2 de la Faja Petrolífera del Orinoco. Esta fue la quinta empresa mixta que se constituyó para la producción de petróleo extrapesado en el área Junín y la décima en toda el área de la Faja Petrolífera del Orinoco. Según el acuerdo, 60% del capital accionario corresponde a PDVSA y 40% para PVEP (PDVSA, 2011).

Vietnam y Venezuela han firmado más de 53 acuerdos de cooperación e intercambio comercial, los que abarcan las áreas energética, eléctrica, agrícola, industrial y de infraestructura. La Primera Comisión Intergubernamental había sido celebrada en 2008 con la firma de 11 acuerdos bilaterales. Ambos países suscribieron siete nuevos acuerdos en materia de petróleo, electricidad, vivienda y cultura tras dos días de evaluación de los instrumentos de cooperación para profundizar esa alianza. En 2012 se realizó la Segunda Comisión Intergubernamental que evaluó los convenios bilaterales en una reunión sostenida en la capital venezolana. También concertaron ampliar el programa de asistencia técnica para aumentar a corto plazo la producción de varios rubros agrícolas, y la profundización del intercambio comunicacional, en la cual se estudió un acuerdo entre la Televisora Nacional de Vietnam y la multinacional Telesur.

En 2015, el presidente, Nicolás Maduro, realizó su primera visita oficial a Vietnam desde que asumió el cargo en 2013, enfocada en el fortalecimiento de las relaciones económicas entre ambos países. Con ese fin el mandatario cumplió un programa de encuentros con autoridades gubernamentales y políticas. Invitado por su homólogo Truong Tan Sang, Maduro se entrevistó con el premier, Nguyen Tan Dung; con Nguyen Phu Trong; así como también directivos de la ANV.

Las relaciones bilaterales incluyen más de 60 convenios en los sectores de la energía, petróleo, construcción de viviendas y agricultura, entre otros. Además, Vietnam desembolsó hasta abril de 2015, mil 800 millones de dólares para proyectos en Venezuela, uno de los principales destinos de sus inversiones en América Latina en ese momento. Con apoyo de la nación vietnamita se construyó en el estado de Falcón la fábrica de bombillos ahorradores Vietven Iluminaciones. En el propio 2015, los dos países firmaron dos acuerdos en materia petrolera, con el propósito de aumentar la producción de crudo en la Faja Petrolífera del Orinoco. En el área energética, se acordó la instalación de sistemas fotovoltaicos orientados a 50 comunidades indígenas venezolanas y la adquisición de más de 10.000 calentadores solares de agua para la Gran Misión Vivienda Venezuela.

El presidente, Nicolás Maduro, y su homólogo de Vietnam, Truong Tan Sang, firmaron un acuerdo para impulsar nuevos proyectos en materia gasífera y petrolera, energética, financiera, tecnológica y agrícola. Las dos partes rubricaron también un acuerdo de cooperación agrícola para el desarrollo del cultivo de arroz, acuicultura y producción de ganado vacuno en el país. Concretaron un acuerdo sobre proyectos de cooperación agrícola para el período 2015-2018, resultado que se correspondió con los objetivos adelantados por el presidente Nicolás Maduro para su visita a este país. El propósito de este convenio ha sido asistir a la nación suramericana en la identificación, diseño y aplicación de actividades en el desarrollo del cultivo del arroz, la acuicultura y la producción de ganado vacuno. Este es un proyecto que ha seguido hasta la actualidad y que ha adquirido mayor importancia luego de que se nombrara en 2020 como embajadora a Tatiana Pungh Moreno, quien fuera viceministra para la Agricultura y Tierra.

Vietnam y Venezuela, ratificaron crear condiciones favorables para forjar los enlaces entre las empresas de ambos países, especialmente en los campos estratégicos en energía-petróleo, agricultura y pesca. Enfatizaron la importancia de la rúbrica en la ocasión del acuerdo de los proyectos agrícolas en el trienio 2015- 2018, considerado como una base legal para la pronta implementación de tres programas en producción alimentaria, acuicultura y ganadería en el país latinoamericano. A pesar del impulso de los años 2010-2015, el período 2016-2020 mostró una reducción de los vínculos, especialmente económicos y de inversión, especialmente derivados de la compleja situación interna venezolana y de las sanciones estadounidenses contra Caracas.

El 11 de agosto de 1993, Vietnam y Uruguay establecieron relaciones diplomáticas, aunque no fue hasta septiembre de 2011 que se decidió la apertura de una misión permanente en Hanoi, como reconocimiento a la importancia que se le otorga al país indochino. Entre los acontecimientos que muestran el avance de los vínculos políticos bilaterales se encuentran el periplo del presidente Tabaré Vázquez en 2007, el primero de un mandatario uruguayo, el viaje a Montevideo de la vicepresidenta Nguyen Thi Doan en 2009 en el que se apertura un consulado vietnamita. En 2010 el entonces canciller Luis Almagro visitó Vietnam.

En 2012 una delegación de la nación sudamericana encabezada por el vicepresidente arribó a la nación asiática y posteriormente en 2015 el presidente de la Cámara de Representes de Uruguay, Aníbal Pereyra visitó Vietnam. En el 2017, se realizó en Uruguay la II Reunión del Mecanismo de Consultas Bilaterales Uruguay – Vietnam. Las delegaciones estuvieron encabezadas por el Viceministro de Relaciones Exteriores, Sr. Ha Kim Ngoc y el Subsecretario de Relaciones Exteriores, Embajador José Luis Cancela. Asimismo, se procedió a la firma del MOU entre Academias Diplomáticas de ambos países.

El 14 de noviembre de 1994, Vietnam y Perú establecieron relaciones diplomáticas. Ambos países han intercambiado varias delegaciones de alto nivel y han incrementado sus relaciones económicas comerciales desde el establecimiento de sus relaciones. El entonces presidente de Perú, Alberto Fujimori fue el primer jefe de Estado peruano (y único) y sudamericano en visitar Vietnam. Su visita se realizó en julio de 1998 y solo después hubo dos importantes presididas por el canciller Oscar Maurtua en febrero de 2006 y en el propio año en el marco de la 14 Cumbre de APEC, el vicepresidente Luis Giampietri. En cambio de Vietnam, la máxima visita se realizó en 2008 por parte del presidente Nguyen Minh Triet, también en la máxima cita de la APEC, esta vez la 16. El canciller vietnamita y viceprimer ministro, Nguyen Manh Cam en 1999 viajó a la nación sudamericana. Otras giras han sido efectuadas por vicecancilleres y viceministros de Industria y Comercio en los años 1998, 2007, 2008 y 2015 (Embajada de Perú en Vietnam, 2021). 

En noviembre de 2011 el presidente Ollanta Humala anunció el desarrollo de las relaciones entre Perú y Vietnam que se tradujo posteriormente en la instalación de la embajada en Hanoi en 2014, de manera conjunta con Colombia. Humala y el jefe de Estado vietnamita, Truong Tan Sang, se reunieron en el marco de la Cumbre de APEC celebrada en Hawai.

En 2012, el viceministro de Relaciones Exteriores, José Beraún Araníbar, recibió al vice primer ministro de Vietnam, Hoang Trung Hai, quien realizó una visita oficial a Perú acompañado de la viceministra de Comercio e Industria, Ho Thi Kim Thoa, el vice director General de Petrovietnam, Tran Binh Minh y de funcionarios de su gobierno, con el propósito de reafirmar y fortalecer las relaciones políticas y económico comerciales.

En la esfera político-diplomática, Perú propuso la reactivación del mecanismo de consultas políticas y recordó el compromiso de Vietnam de abrir su Embajada residente, lo que facilitaría las coordinaciones e impulsaría el trabajo conjunto. Al respecto, el vice primer ministro Hoang Trung Hai señaló que efectuaría las consultas pertinentes para que se llevase a cabo en Lima la reunión del citado mecanismo y se considerase la apertura de una Misión Diplomática. Vietnam solicitó a Perú que le reconozca como país con economía de mercado. El viceministro Beraún Araníbar solicitó asimismo los buenos oficios del vice primer ministro Hoang Trung Hai para el ingreso de productos agrícolas peruanos al mercado vietnamita e hizo entrega de un documento sobre el reconocimiento de la indicación geográfica del Pisco, que contempla el reconocimiento del gobierno de Vietnam efectuado en mayo de 2007.

Relaciones con otras naciones latinoamericanas y caribeñas.

El 5 de enero de 1976 se establecieron de manera institucional relaciones diplomáticas con Jamaica y en el propio año tres meses después con la República de Costa Rica. En enero de 1979, Vietnam profundizó sus vínculos mediante relaciones diplomáticas con la República de Colombia. En marzo de 2012 Hanoi y Bogotá establecieron un MOU en Consultas Políticas y también sobre exención de visado para titulares de pasaportes diplomáticos u oficiales. No existe registro de instrumentos económicos suscritos entre ambas naciones, mientras si en el área de la cooperación, especialmente en el sector del turismo desde el 2015, sobre agricultura desde el 2016, mientras no existe en cultura y deporte. La visita más alta efectuada entre las dos partes fue la de la vicepresidenta de Vietnam, Dang Thi Ngoc Thinh, la cual fue también la primera en el cargo a Latinoamérica de la alta dirigente vietnamita. El resto de las delegaciones han sido a nivel de vicecancilleres y solo los encuentros entre líderes ha sido en cumbres internacionales, en las que cancilleres de ambas partes han dialogado. Las dos naciones tienen un gran potencial no explotado, y existe un gran desconocimiento aun de las oportunidades.

También en 1979 Vietnam estableció sus relaciones oficiales con Granada el 15 de julio y con la República de Nicaragua el 3 de septiembre. En menos de un año lo hizo con Ecuador el 1 de enero de 1980, convirtiéndose así en el onceno país latinoamericano y caribeño que formalizó relaciones con la nación del Sudeste Asiático y el 10 de febrero de 1987 con Bolivia. Iniciada la década de los noventa, Vietnam continuó profundizando sus vínculos con la región. El 7 de enero de 1993 estableció lazos diplomáticos con la República de Guatemala y el 4 de enero de 1995 con Belice.

El 30 de mayo de 1995 se iniciaron formalmente relaciones bilaterales entre Vietnam y Paraguay. En marzo de 2012, el entonces presidente Fernando Lugo realizó la primera visita de un mandatario paraguayo a Hanoi, donde promocionó sus exportaciones principales y estimuló a los empresarios locales a invertir en su país, ofreciendo garantías a los inversores. Vietnam fue el primero de los destinos en su gira por Asia en el 2012.

A partir de 1995, Vietnam avanza en sus vínculos con el Caribe donde formalizó relaciones con Barbados el 25 de agosto de 1995 y el 18 de diciembre del propio año con San Vicente y las Granadinas. El 26 de septiembre de 1997 se establecieron las relaciones diplomáticas con la República de Haití. Los vínculos entre ambas naciones se han incrementado sobre todo luego de los terremotos en Haití en 2010 donde Viettel, la compañía vietnamita de telecomunicaciones se convirtió en el accionista mayoritario para desarrollar la empresa de la conectividad y servicio de internet en Haití. En el 2010 ingresó a Haití prestando servicios móviles, banda ancha e internet. Sus operaciones iniciaron mediante el establecimiento de una empresa mixta conocida como Natcom en 2011. Viettel Global posee el 60% de las acciones y la nación caribeña el 40%. Con el desarrollo de las operaciones en Haití, la empresa alcanzó un total de dos millones de suscriptores y cuenta con una participación del 30% del mercado. Además, fue la primera empresa en desarrollar un nuevo sistema de cable de fibra óptica en el país, después del terremoto. Natcom brinda servicios 2G, 3G y 4G, así como también cubre el 100% del país, siendo líder en infraestructura de cable de fibra óptica entre los países del Caribe (Viettel, 2020).

El 19 de diciembre de 1997 formalizó Vietnam sus vínculos con la República de Suriname y el 17 de mayo del 2005 lo hizo con Honduras. Dos meses después formalizó con la República Dominicana. Los vínculos entre Vietnam y la República Dominicana son estables y se han desarrollado actividades conjuntas con vistas a fortalecer sus vínculos. En el 2012, el Movimiento Izquierda Unida (MIU) inauguró en su capital Santo Domingo su sede con el nombre de Ho Chi Minh.

Vietnam y El Salvador firmaron relaciones diplomáticas el 16 de enero de 2010 en Tokio. En 2012 el ministro de Economía de El Salvador, Héctor Dada Hirezi, encabezó una comitiva de Gobierno que visitó Vietnam, con el propósito de explorar oportunidades de inversión por parte de la empresa Viettel Group para el país en el sector de telecomunicaciones. En el 2016 el Grupo de Amistad El Salvador-Vietnam realizó un evento sobre la nación asiática para conocer más sobre dicho país. En el 2017 el entonces presidente Salvador Sánchez Cerén recibió al embajador vietnamita en México concurrente en El Salvador, Pham Sanh Chau en el que se abordó el interés por intercambiar más sobre posibles inversiones en los sectores de la energía, industria aeroportuaria y los cruceros.

Relaciones económico-comerciales Vietnam América Latina y el Caribe.

Con el propósito de acercar los vínculos bilaterales, especialmente en los sectores de economía, comercio e inversiones, Vietnam creó en el 2012 un Foro de Negocios Vietnam-América Latina y el Caribe, lo que dio un salto positivo en la proactividad de la nación asiática hacia la región. Aunque este no tuvo otra edición de tal magnitud, lo cierto es que intentó desarrollar acciones más pequeñas como la efectuada en el 2020 en Hanoi con la presencia de las 11 misiones latinoamericanas y caribeñas permanentes en el territorio.

Las relaciones comerciales bilaterales no pueden compararse con las existentes con otros actores asiáticos especialmente China, Japón, Corea del Sur o la India. Sin embargo, el dinamismo comercial bilateral ha sido creciente, especialmente en la última década. Países como Brasil y Argentina mostraron saltos importantes desde el 2013 hasta la actualidad en el que apenas existía un comercio que no llegaba a los 800 millones de dólares y sin embargo en el 2019 ya sobrepasaban los 3000 millones de dólares, por encima incluso de México que sí presentaba un intercambio mercantil de mil millones de dólares en el año inicial referenciado. El establecimiento del TLC entre Vietnam y Chile condicionó un dinamismo en la actividad mercantil bilateral (ver gráfico 1). Se muestra una reducción en el 2020 a partir de la contracción de la economía mundial potenciada por el impacto de la Covid-19. Sin embargo, llama la atención la recuperación en los primeros seis meses en determinados mercados como han sido los casos de Brasil, Perú, México, Chile, Colombia.

Gráfico 1: Principales socios comerciales de Vietnam en América Latina y el Caribe (2013-2021) en millones de dólares.

Fuente: Elaboración del autor con datos de General Department of Customs of Vietnam, 2021.

Al analizar detalladamente las exportaciones vietnamitas hacia la región, México es el principal destino, seguido por Brasil y Chile. En relación a los productos exportables hacia estas naciones está en correspondencia con la dinámica vietnamita. Tan solo hasta la mitad del 2021, la nación del Sudeste Asiático había enviado entre sus tres principales productos a México en la primera mitad del año casi 700 millones de dólares de computadores y productos electrónicos, 223,3 millones de dólares en teléfonos, teléfonos móviles, partes y piezas, así como 209,8 millones de dólares en máquinas, equipos, herramientas e instrumentos. Mientras a Brasil, vendió 439,9 millones de dólares en productos textiles, 401,4 millones de dólares en teléfonos, teléfonos móviles y partes y piezas y 213,2 millones de dólares en calzado (General Department of Customs of Vietnam, 2021).

En cuanto a las importaciones, son también Brasil, además de Argentina y en tercer lugar México los principales suministradores de Vietnam. Del primer país latinoamericano adquirió hasta la primera mitad del 2021 un total de 2 mil 173,5 millones de dólares, de los cuales solo 608,5 millones de dólares fueron por concepto de hierro y otros minerales y 436,3 millones de dólares de algodón. De Argentina, Vietnam importó en igual período 1554,6 millones de dólares, de los cuales 837,1 millones de dólares fueron de forraje para animal y materiales para pienso para estos y 613,1 millones de dólares de maíz. México, el tercer suministrador vendió al país asiático 248,2 millones de dólares en el primer semestre del año, siendo las computadoras, productos eléctricos, así como partes y piezas los productos más adquiridos (General Department of Customs of Vietnam, 2021).

Teniendo en cuenta el volumen de comercio más dinámico de la etapa reciente, es decir, del 2019, obviando el 2020 debido al fuerte impacto de la Covid-19 y el proceso de recuperación paulatina del trasiego comercial en la primera mitad de 2021, se puede destacar que el 55% del comercio de Vietnam con la región se concentra en Brasil y Argentina. Luego un 30% en México y Chile, mientras el 15% en Colombia, Perú, Ecuador, Cuba, Panamá, Paraguay y Uruguay y el 5% restantes en los demás países de la región (ver gráfico 2). Por tanto, el comercio con la región se centra en Sudamérica y luego en México, Cuba y Panamá. La competencia de otros actores regionales y extrarregionales influye en ello, pero también la dinámica comercial de Centroamérica y el Caribe no es que solo se concentre en Estados Unidos y Centroamérica, sino que también hay un desconocimiento de las potencialidades comerciales con Vietnam, sin dejar de reconocer la distancia geográfica.

Gráfico 2: Parte en % por países del total del comercio de Vietnam con América Latina y el Caribe en el 2019.

Fuente: Elaboración del autor con datos de diversas fuentes, 2020.

Relaciones importantes en el marco de CPTPP.

La inserción de Vietnam en su momento inicial al tratado de Asociación Transpacífico (TPP) y luego de la retirada de Estados Unidos transformado en el Acuerdo Progresivo e Integral de Asociación Transpacífico (CPTPP) le permitió profundizar los vínculos y mecanismos legales con otros países particulares de la región como son los casos de México, Chile y Perú. La participación en este megacuerdo permite la reducción paulatina y significativa de aranceles para bienes de las partes de acuerdo a lo acordado. Ello abre potencialidades para las exportaciones de teléfonos, teléfonos móviles, partes y piezas, calzado, y otros productos. Sin embargo, también se generan competencias con México en el tema de los textiles, así como en productos agrícolas como el café con Perú. En relación a este último, Vietnam se ha convertido uno de los tres primeros exportadores mundiales del producto. La competencia con Perú y México existe tanto en café tostado, como sin tostar, ambos del tipo sin descafeinar.

Más allá de ello, el comercio de Vietnam con los tres miembros latinoamericanos de CPTPP se elevó a 4,8 mil millones de dólares en el 2019 e incluso en el 2020 a pesar del impacto de la pandemia de la Covid-19 estuvo por encima de los 4,2 mil millones de dólares. Ello demuestra el dinamismo comercial de los integrantes de este mecanismo y las oportunidades abiertas. Tal parece que para el actual 2021 la cifra sobrepasará la tendencia de los últimos dos años (General Department of Customs of Vietnam, 2021). Tan solo en la primera mitad del 2021, el comercio de Vietnam con México, Chile y Perú ascendió a 3,5 mil millones de dólares, por lo que la proyección para el cierre del año incluyendo con un agravamiento de la situación internacional por la Covid-19 se prevé que esté cercano a los cinco mil millones de dólares

México, Perú y Chile han acordado una reducción significativa de aranceles a productos de Vietnam. Específicamente México acordó reducir el 80% de las líneas arancelarias, Perú el 77%, mientras Chile el 95% a los bienes vietnamitas. En el caso de este último país latinoamericano fue mayor a partir de la existencia de un TLC bilateral desde el 2014 en el que solo refuerza algunas líneas no abiertas hasta el momento. México importa alrededor de 351 millones de dólares de pescado congelado de la nación asiática anualmente. El mercado peruano no es difícil de penetrar en el que se destacan en el comercio un volumen importante de pequeñas y medianas empresas. Aún existen otros mercados más allá de los miembros de CPTPP en los que Vietnam debe evaluar su inserción y posibles acuerdos. En ese sentido, en el marco de la Alianza del Pacífico pudiera pensar en el establecimiento de un TLC con Colombia, aun cuando no es miembro del megacuerdo.

Relaciones con Cuba

Algunas empresas vietnamitas han explorado en el mercado latinoamericano, pero también otras como Thai Binh se han especializado en el mercado cubano desde los años noventa del pasado siglo. En ese sentido, con la experiencia de la distribución y el suministro de 12 productos diferentes en todas las provincias de Cuba, Thai Binh con gran práctica en la actividad comercial con la nación caribeña ha estado presentado oportunidades a las empresas vietnamitas con posibilidad de ampliar el comercio bilateral. Thai Binh Corporation presentó oficialmente en 2015 dos proyectos ya centrados en el sector de las inversiones: dos fábricas con un capital total de 23 millones de dólares en Cuba, las que incluyen la fábrica de detergente en polvo y otra de pañales. El detergente en polvo y pañales son dos productos estratégicos para los consumidores cubanos y contribuye al uso de productos vietnamitas (González & Feo, 2020).

Con la visita del secretario general del PCV, Nguyen Phu Trong se realizó el Foro Empresarial Cuba-Vietnam, donde formalizó el surgimiento de una nueva concesionaria vietnamita con participación en la Zona Especial de Desarrollo del Mariel. El director general de la empresa Viglacera S.A, Nguyen Anh Tuan y la directora general de la ZEDM, Ana Teresa Igarza, firmaron el acuerdo que constituye la empresa ViMariel S.A de derecho cubano y de capital cien por ciento extranjero. La nueva concesionaria, comenzó a desarrollar un parque industrial (156 hectáreas). La nueva concesión, que tiene un término de 50 años, pretende generar con su capital un cronograma de inversión que desde el 2019 y hasta el 2024 establecerá viales, comunicaciones y redes eléctricas e hidráulicas. Otra de las facultades consiste en la construcción de plantas estándar para arrendar. Al dedicarse Viglacera S.A. a esa actividad en Vietnam, tiene la posibilidad de atraer empresas de sectores pilares para Cuba, como el logístico, biotecnológico, farmacéutico, electrónico y manufacturero[4].

En el mes de noviembre de 2018, en el marco de la visita del presidente Miguel Díaz Canel a Vietnam se firmó el documento que durante los próximos años regirá las operaciones comerciales, o sea, el Acuerdo Comercial Bilateral (ACB). Desde el primero de abril de 2020 entró en vigor el ACB de 2018 en el que el gobierno vietnamita decidió eliminar 514 líneas de tarifas sobre importaciones de Cuba, mientras otras 49 serán reducidas gradualmente hacia el 2023. La inmediata eliminación de arancel fue aplicada al camarón, la miel, algunos tipos de frutas como piña, aguacate, guayaba y mango, cemento, desinfectantes, entre otros. Las tarifas sobre el azúcar y el tabaco sin procesar serán recortadas en un 15% después de cuatro años, en tanto los cigarros y tabacos las tarifas tendrán reducciones de un 70%. En las bebidas alcohólicas reducirán aranceles de un 20% en los próximos cuatro años (Nguyen, 2020).

Con 14 capítulos, el Acuerdo Comercial incluye suministro de comercio de bienes, reglas de origen, gestión de aduana y facilitación comercial, estándar técnicos, seguridad alimentaria, cuarentena de animales y plantas y cooperación económico-comercial. El acuerdo, tiene el propósito de elevar las relaciones comerciales y promover un comercio de doble carril, es decir, en las dos direcciones.

Inversiones vietnamitas en América Latina y el Caribe

Al evaluar las inversiones vietnamitas en el extranjero no pueden compararse con grandes actores asiáticos como China, Vietnam o Corea del Sur. De hecho el creciente ascenso de Vietnam como país emergente ha permitido un incremento de su presencia en el exterior. En América Latina y el Caribe, Cuba ha sido un receptor tradicional al punto que ha constituido uno de los cinco países donde más ha invertido Vietnam junto a Laos y Cambodia. De hecho es el país asiático que más ha invertido en la nación caribeña en los últimos años.

Países como Cuba, Haití, Perú y Venezuela han sido los principales receptores de inversiones vietnamitas. Si bien en un inicio el sector mayor de receptor de proyectos vietnamitas en esta parte del mundo era el energético con proyectos de la compañía PetroVietnam en Cuba, Perú y Venezuela, debido a los impactos negativos de la caída del precio del combustible en los últimos años, los proyectos fueron generando caída de los rendimientos. En ese escenario, comenzó a tomar la delantera las telecomunicaciones, a partir de la propia dinámica global reciente. A la vez, en el proceso de las migraciones desde la segunda generación (2G) hasta la cuarta generación (4G) la compañía vietnamita de telecomunicaciones (VIETTEL) comenzó a proyectarse en la región desde el 2010. Fue entonces que inició operaciones después del terremoto en Haití con el 60% de la adquisición de compañía que desarrolló el despliegue de la fibra óptica y el desarrollo de las telecomunicaciones, mientras el 40% es nacional. Se creó así la compañía NATCOM.

La compañía haitiana National Communication (NATCOM) provee productos y servicios establecida desde el 2010 con servicios de telefonía móvil, internet tiene 5000 km de cable de fibra óptica, 1150 estaciones de bases (2G y 3G) con una cobertura nacional del 90%, haciendo de Haití paradójicamente país líder en términos de infraestructura de cable de fibra óptica entre el grupo caribeño. NATCOM apoya al 100% de la banda ancha fija del gobierno provincial, ciudad y distrito gubernamental de Haití. Cuenta con el 30% del mercado nacional de telefonía móvil con 1,5 millones de suscriptores (Viettel Global, 2021).

Sin embargo, existen otros mercados con otras potencialidades mayores incluso dentro del Caribe, algunos de los cuales para evitar generar inversiones de grandes compañías asiáticas como Huawei y entrar en conflicto con Estados Unidos, Viettel es una compañía que tiene buenas probabilidades de expandirse en la región lo cual requiere apertura de oficinas regionales. Particularmente su inversión en Haití mediante la creación de la compañía NATCOM debido a la inestabilidad política en el país, ha generado pérdida en el valor de la marca como sucedió en el período 2017-2018 al pasar de la número 242 a nivel mundial en 2017 a la 268 en el 2018.

En el 2014, el 16 de octubre, Viettel invirtió en el primer mercado extranjero donde el producto interno bruto (PIB) del país excedía al de Vietnam, es decir en Perú. La compañía vietnamita creada en la nación andina fue nombrada Bitel y llegó a poseer en 2016 un total de 3 millones 200 mil suscriptores. El lema de la filial peruana del Grupo Viettel es “Creatividad es supervivencia y la disciplina, una tradición”. El operador estatal vietnamita en cinco años ha logrado ascender como el cuarto operador de telefonía móvil en Perú (gráfico 3).

Gráfico 3: Evolución del mercado de telecomunicaciones en Perú (%)

Fuente: https://www.plataformas.news, 2021

Algunos pensaron que Viettel entraría primero en Brasil antes de expandirse a Perú. El grupo Viettel deviene como la marca de telecomunicaciones de mayor valor del Sudeste Asiático y la que más avanzó en el 2020. De hecho en el 2017 constituyó a nivel mundial la marca 48 más valiosa, ya en 2018 ascendió a la posición 47, en 2019 espectacularmente a la 37 y en medio del impacto de la Covid-19 en el 2020 al lugar 26 con 5801 millones de dólares. Es decir en 2020 con relación al 2016 tuvo un crecimiento de 16,3% resultando la marca de telecomunicaciones que más creció entre las 150 más valiosas a nivel mundial y la número uno de las empresas del Sudeste Asiático (gráfico 4). Esta compañía es la única entre las 30 marcas más valiosas que pertenece a un país no miembro del G20 (Brand Finance, 2020).

Gráfico 4: Marcas de telecomunicaciones más valiosas del Sudeste Asiático y crecimiento de Viettel en 2020 en comparación con 2019 en%.

Fuente: Brand Finance, 2020.

Viettel es uno de los grupos estatales vietnamitas más exitosos fundado en el 2004 que ha logrado no solo tener una consolidada presencia nacional, sino también invertir en un grupo de países del mundo, con proyección de seguir expandiéndose. Los países donde tiene una presencia son Cambodia, Camerún, Haití, Laos, Mozambique, Perú, Timor Leste, Burundi, Tanzania y Myanmar. Viettel es uno de los 18 grupos económicos más importantes de Vietnam y es a su vez, la segunda mayor compañía del país asiático después del Grupo de Petróleos y Gas de Vietnam. En el 2018, generó ingresos de más de 10 mil millones de dólares, cantidad que representa el 3% del PIB de Vietnam (González, 2019).

Situación reciente y tendencias de los vínculos en el futuro.

Aun cuando a nivel internacional se han destacado en el combate contra la Covid-19 (mediante asistencia sanitaria, donaciones, envío de vacunas) países asiáticos como China, Corea del Sur, Japón, India, debe hacerse mención a Vietnam. La nación indochina ha sido dentro del Sudeste Asiático la que más ha ofrecido cooperación sanitaria a la comunidad internacional en el 2020, especialmente a países como China, Estados Unidos, Italia, etc, pero también A la región de América Latina y el Caribe, particularmente mediante donaciones a países como Cuba y Venezuela.

Hoy se manifiesta un interés de fortalecer las relaciones entre países latinoamericanos y caribeños y asiáticos, pero debido al impacto de la Covid-19 se hace difícil desplegar todas las potencialidades. El espacio digital deviene como forma de acercar a Vietnam con esta parte del mundo y desarrollar diversos foros virtuales en materiales de vínculos político-diplomáticos mediante consultas políticas, así como foros de negocios bilaterales. En el mundo académico es de vital importancia acercar espacios para poder propiciar mayores conocimientos entre las dos partes y promover oportunidades en medio de los desafíos presentes.

En materia sociocultural se conoce poco sobre Vietnam aun en la región. Además, el idioma español deviene en una barrera para una mayor presencia diplomática vietnamita en esta parte del mundo, por lo que se pueden generar nuevos espacios de concertación en el que permitan acuerdos para aprender el idioma español a un mayor número de vietnamitas que puedan contribuir en el futuro a seguir potenciando la apertura de nuevas misiones diplomáticas y oficinas comerciales en la región. A diferencia del chino que su interés es mayor dada la relevancia del país y de la creación de Institutos Confucio en casi todos los países de la zona, o del japonés que se promueve su estudio en el propio archipiélago nipón con el apoyo de instituciones como la Fundación Japón o incluso del coreano mediante la Fundación Korea; Vietnam no posee las capacidades financieras para desplegar tamaños proyectos, pero si puede promover programas de cooperación bilateral en el marco de las relaciones bilaterales para el estudio del vietnamita. La visión futura, de pensar en Vietnam como un actor más relevante implica conocer más sobre el país y su idioma.

Conclusiones

Las relaciones interregionales son cada vez más crecientes y a pesar del impacto de la Covid-19 este fenómeno va a continuar. Particularmente el Sudeste Asiático y América Latina y el Caribe necesitan reforzar los vínculos. Dentro de ello, Vietnam ha sido un país que ha mostrado un creciente interés por redireccionar sus relaciones en la misma medida que ha crecido como actor internacional. A pesar de que enfrenta importantes desafíos, la nación asiática requiere profundizar sus lazos con esta parte del mundo.

Vietnam ha impulsado fuertemente los lazos político-diplomáticos con la mayoría de los Estados de la región, es el tercer país del Sudeste Asiático con mayor presencia diplomática después de Indonesia y Malasia, pero también tiene una fuerte representación permanente en su territorio de las naciones latinoamericanas, es decir 11 en total. Hoy tiene una ventaja que no es aprovechada en toda su plenitud y es que a pesar de no ser un actor relevante o de gran atención mediática como China, Japón, Corea del Sur o India, lo cierto es que su reputación tras los resultados de la guerra en la década de los setenta del pasado siglo, su dinamismo económico, su política pragmática, pacifista y conciliadora ha generado una percepción muy positiva en América Latina y el Caribe.

En lo comercial resalta la relevancia de Brasil, Argentina y México, así como también de otros en menor magnitud, como Chile, Perú, Colombia, Panamá, Ecuador y Cuba. Sin embargo, existen potencialidades no explotadas con otras naciones sudamericanas como Uruguay, Bolivia y Venezuela. En el aspecto inversionista, hoy el sector de las telecomunicaciones se ha convertido en un área de beneficios con el rápido desarrollo de la economía digital en el marco de la pandemia Covid-19. En ese sentido, la presencia de empresas importantes de este sector en América Latina ha generado algunas controversias, especialmente los conflictos vinculados con la empresa Huawei en el marco de la confrontación Estados Unidos-China. Viettel ha sido una empresa vietnamita que ha ganado prestigio, por lo que estudiar el mercado latinoamericano, especialmente el caribeño pudiera potenciar nuevos espacios dada su experiencia de insertarse en países subdesarrollados.

Se ha avanzado mucho en relación a los lazos Vietnam-América Latina y el Caribe, pero están muy por debajo de las expectativas. La actual situación pandémica genera desafíos para poder emprender giras internacionales, pero la diplomacia digital es un espacio que puede proporcionar oportunidades para relanzar a una fase superior los lazos en el marco de la cooperación y de nuevos diálogos. Los acuerdos político-diplomáticos y económicos entre ambas partes son bajos. Cada vez más las regiones se acercan y las distancias geográficas se acortan con el desarrollo de las tecnologías de la información y las telecomunicaciones.

Referencias Bibliográficas:


[1] Noticieros televisa. “México y Vietnam manifiestan voluntad para impulsar el TPP sin Estados Unidos”. 10 de noviembre de 2017. http://noticieros.televisa.com/ultimas-noticias/internacional/2017-11-10/mexico-y-vietnammanifiestan-voluntad-impulsar-tpp-estados-unidos/

[2] Embajada de la República Socialista de Vietnam en México. Apertura de la nueva sede de la Oficina comercial de Vietnam en México. Consultado el 14 de agosto de 2018, en: http://www.vietnamembassy-eum.gov.vn/index.php/es-es/noticias/187-apertura-de-la-nuevasede-de-la-oficina-comercial-de-vietnam-en-mexico

[3] Esposa del actual presidente Nicolás Maduro.

[4] https://micubaporsiempre.wordpress.com/2018/04/02/aprobada-empresa-vietnamita-como-primer-concesionario-en-mariel-video-cuba/


Déjanos tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.